Featured News

LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS

LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS

7ª/8 PARTE “LA LISTA NEGRA DE LAS PLANTAS PROHIBIDAS”

  1. LA LISTA NEGRA DE LAS PLANTAS “PROHIBIDAS” EN LA ANTIGÜEDAD
  2. LA ZANAHORIA: LA MALDICIÓN DEL COLOR PÚRPURA
  3. LAS PATATAS: EL ALIMENTO DE LOS DIOSES
  4. LAS HABAS: UNA PLANTA AMBIVALENTE
  5. LAS HABAS Y PITÁGORAS: MITOS Y LEYENDAS
  6. LAS HABAS EN LA RELIGIÓN ANTIGUA Y LA MITOLOGÍA
  7. LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS
  8. LAS HABAS Y SU ORIGEN IMPURO

Existen otros rituales de la Antigua Roma que hacen referencia a las habas y por tanto a su relación de afinidad con los difuntos.

Uno muy curioso se realizaba en los ritos de nupcias, cuando se celebraba un matrimonio. Consistía en brindar habas creyendo que cada una se convertiría en un futuro hijo varón en el cual se reencarnaría un ancestro, de este modo la descendencia familiar se perpetuaría.

LOS MANES

demonios monstruos noche malignos LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS

Los hemos mencionado antes, su festividad, se celebra el 21 de febrero, el día de los muertos, coincidiendo con la conmemoración a la diosa Tacita.

Mania era una divinidad obscura de origen sabino, que acabó por considerarse madre de los Manes. Fue una diosa muy temida ya que se creía que perseguía a los niños acechándoles durante el sueño para apoderarse de sus entrañas.

Mania era la diosa de la muerte originariamente en la mitología etrusca, posteriormente fue asimilada también por la romana. En época arcaica se le ofrecían sacrificios humanos, generalmente hijos libres de los esclavos y en su defectos los mismos esclavos. Posteriormente el ritual reemplazó la ofrenda con 20 borujos o muñecos de lana que substituían los arcaicos sacrificios humanos.

fantasma monstruo miedo LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS

Como su madre Mania, los Manes eran muy temidos, eran fantasmas y espíritus malignos que vagaban en la noche con una apariencia velada por la oscuridad.

En tiempos remotos los Manes eran las almas o “sombras” de los muertos errantes. Eran considerados dioses y eran venerados también en Persia, Egipto, Fenicia y Siria. Orfeo fue quién introdujo en Grecia la costumbre de evocar a los Manes.

Evidentemente existía un temor generalizado a los muertos y el mal que podían provocar, por eso realizaban estos rituales para aplacar la ira de estos perturbados difuntos errantes.

En época arcaica se ofrecían sacrificios infantiles y se erigían estatuas de bronce delante a la cual todos los años, se brindaban también sacrificios de animales, en especial de toros.

JUNO: LA DIOSA DE LA “CALENDA DE LAS HABAS”

juno diosa romana antigua roma LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS

Coincidiendo con el mes de la cosecha de las habas, junio, se popularizó otra fiesta llamada precisamente la “Calenda de las habas” o kalendae fabariae. Se celebraba en el mismo día que la Carnaria, el 1 de junio.

Juno era una antigua e importante diosa romana, hermana y esposa del dios Júpiter, protectora de los órganos vitales de los hombres, de su desarrollo y especial protectora de los niños.

Junio era el sexto mes y era llamado así por estar dedicado a esta diosa y a los jóvenes (junior). En particular se enfocaba en la madurez de los frutos y el engorde de los animales.

Coincidía con la festividad de las calendas del 1 de junio dedicada también como antes hemos mencionado a la diosa menor Carna y a los ludi fabarici”, dedicada a la memoria de los difuntos.

Esta festividad en honor a Juno era orientada para conseguir una buena cosecha.

LAS HABAS: CONSAGRADAS A LOS MUERTOS

árbol ciprés cementerio iglesia

El ciprés fue el árbol consagrado a los dioses Manes. Todavía hoy se considera un árbol funerario por lo que es frecuente encontrarlos en los cementerios.

El número 9 también fue elegido como símbolo de los muertos. El último número que simboliza el término de la vida y como decimos también las habas, fueron vinculadas a los muertos. De ahí la costumbre que todavía hay en algunos lugares de arrojarlas en los entierros.

ciprés árbol cementerio LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS

Se decía que el sonido del bronce y del hierro no lo soportaban los espíritus malignos, por lo que lo utilizaban para ahuyentar a las “sombras” infernales.

El fuego sin embargo, les gustaba en general a todos los difuntos por lo que en la Italia se propagó la costumbre de poner al lado de las urnas y sepulcros, una lámpara que debía estar siempre encendida.

velas luces luz noche oscuridad tumbas LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS

Para este trabajo de mantenimiento emplearon a los esclavos y existían castigos para quién osara apagar la lámpara de un difunto.

lápida antigua dm dioses manes LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS

Otra costumbre adquirida fue la de inscribir en las lápidas las letras “D. M.” (Dis Manibus) que significaba “dedicado a los dioses manes”.

lápida antigua  LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS

LAS HABAS: CONSIDERACIONES CULTURALES

El vínculo de las habas con la muerte no es exclusiva de la cultura romana, también en Grecia y en Egipto encontramos muchos mitos y creencias relacionadas con esta legumbre.

LAS HABAS Y EL MUNDO DEL ULTRATUMBA

dka dios muertos  egipto antiguo

En la mitología egipcia, el cuerpo era compuesto de varios elementos, entre ellos el “ka” era el que poseía la energía vital que acompañaba al difunto hasta la resurrección.

Se da el caso que en Egipto se creía que el lugar donde residía el “ka” mientras esperaba la resurrección, era precisamente un campo de habas.

No es de extrañar por tanto que las habas como elemento sagrado y temido que encerraba el misterio de la vida, estuvieran prohibidas para los sacerdotes egipcios y griegos, como también para el famoso sacerdote Flamen Dial de la Antigua Roma.

sacerdote roma antigua

En Grecia y en particular el sacerdote de Júpiter y su esposa, no podían comer, tocar, ver ni nombrar objetos y seres relacionados con la muerte.

sacerdote romano  flamen dial

No podían ver ningún cadáver, incluso si era el de su propia esposa. De la misma manera no podía estar expuesto al cuero, la sangre, carne cruda y animales como el perro, la cabra, porque eran considerados de naturaleza infernal.

Por todo lo mencionado antes, por fuerza las habas han sido incluidas en la “lista de alimentos malditos”, por estar relacionadas con el mundo del ultratumba.

Incluso Festo, afirmaba que en su flor se “leían letras de muerte” y Plinio comentaba que Varrón y Dídimo decían que Pitágoras se abstenía de comerlas por esta razón.

Plutarco también asociaba la muerte a las habas, pero también todas las legumbres en general. Por lo que la costumbre de arrojar habas como ofrenda a las tumbas inició con esta asociación. Pero además Plutarco hizo una serie de consideraciones médicas en torno a la inconveniencia digestiva que provocaban las habas, y por tanto a un estado de impureza.

¿TE HA PARECIDO INTERESANTE ESTE ARGUMENTO? COMPARTE TU OPINIÓN Y DÉJANOS UN COMENTARIO!


LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS LAS HABAS Y OTROS RITUALES ROMANOS